Trump amenaza en la ONU con destruir Corea del Norte

 

 

 

Este martes, Donald Trump da su primer discurso ante la ONU. El presidente de los Estados Unidos centra su mensaje en combatir las amenazas que representan el terrorismo yihadista y el extremismo de Corea del Norte.

“Los terroristas y los extremistas se han hecho más fuertes y se han dispersado a cada región del planeta”, expuso el mandatario. “Si los justos, que son más, no confrontan a los perversos, que son menos, entonces el mal triunfará”.

El presidente de la Unión Americana expuso que su país no busca imponer su modo de vida en el resto de naciones, sino simplemente que “brille como ejemplo para los demás”, asegurándole al resto de líderes del mundo que siempre pondrá a Estados Unidos primero, “como el resto de ustedes debería de hacer con sus países”.

El mandatario empezó su discurso contra Corea del Norte, aseverando que “ningún otro país ha mostrado más desprecio por otras naciones y por el bien común de su propio pueblo que el depravado régimen en Corea del Norte”.

“La temeraria búsqueda de Corea del Norte por armas nucleares y misiles balísticos amenazan al mundo entero”, añadió.

“Estados Unidos tiene un gran poder y una gran paciencia, pero si se ve forzado a defenderse a él mismo o a sus aliados, no tendremos otra opción más que destruir por completo a Corea del Norte”, aseveró el magnate ante las miradas preocupadas de Rex Tillerson, secretario de Estado y Nikki Haley, embajadora de EE.UU. ante las Naciones Unidas.

Más adelante, el presidente tornó su discurso contra Irán y criticó el tratado nuclear que la administración de Obama hizo con dicho país del Medio Oriente.

Trump aseguró que el gobierno iraní “disfraza su corrupta dictadura bajo el falso velo de la democracia”, misma que convirtió a un país rico y lleno de cultura en una nación que solo “exporta violencia y miseria”.

El mandatario pidió al “régimen iraní” que libere a los ciudadanos estadounidenses y de otras naciones que tiene injustamente encarcelados en el país “y por encima de todo, el gobierno de Irán debe de dejar de apoyar a terroristas”.

Después, el magnate habló sobre el “injusto costo” que las Naciones Unidas representan a los Estados Unidos, considerando que otros países “deberían adoptar un mayor rol”. Sin embargo, si la ONU logra conseguir sus objetivos de paz, es una inversión que valdría la pena tener, mientras tanto dijo que ninguna nación debería tener una responsabilidad desproporcionada en el organismo.

Fuente: El Excélsior